Filosofía

philosophy

Madrid Active School es un espacio de juego, encuentro y aprendizaje. Ver principios fundacionales.

Es una escuela que propone los contenidos, objetivos y criterios de evaluación del sistema educativo internacional.

Es una escuela multilingüe donde se favorece la comprensión y expresión verbal mediante la inmersión lingüística y donde los idiomas se
consideran herramientas de comunicación y vehículos de la diversidad cultural.

Es una escuela basada en la pedagogía activa (Principalmente según el modelo de Mauricio y Rebeca Wild, mas aportaciones de otras fuentes como Montessori, Piaget, Freinet, Claudio Naranjo, Waldorf, Reggio Emilia, las Bosque-escuelas…)

Es una escuela centrada en el desarrollo integral de las capacidades intelectuales, espirituales, físicas, prácticas, sociales, creativas y
emocionales en cada niño.

Es una escuela basada en el respeto a los niños, a sus necesidades y a sus procesos de vida: se crea un ambiente preparado para el
desarrollo del juego libre, de la autonomía y el aprendizaje no dirigido, basado en las necesidades sensorio-motrices en infantil y operativas en
primaria.

Es una escuela donde a partir del juego, la experimentación sensorial, las experiencias en la relación con los otros, la investigación y la cooperación,
los niños descubren el mundo que les rodea y aprenden a convivir y a tomar decisiones (qué hacer, con quien estar) desde sus auténticas
necesidades.

Es una escuela abierta a la diversidad: se respeta la diversidad cultural, se fomenta la colaboración y el respeto entre niños mayores y menores
con grupos de edades mixtas, se atiende la diversidad individual de ritmos de aprendizaje y de cada forma de ser.

Es una escuela basada en la libertad responsable: los niños aprenden que son libres pero que existen unos límites básicos de respeto hacia las
personas y el entorno. Los adultos ayudan a la integración de las normas y prestan apoyo emocional en el proceso.

Es una escuela para la paz, desde el acompañamiento a la convivencia, la escucha activa, la comunicación no violenta, la mediación en resolución de conflictos, el aprendizaje de la democracia y de la ciudadanía en asamblea
y la educación en valores.

Es una escuela basada en el respeto y la confianza que sustentan la relación profesor/alumno, directivos/profesores y equipo directivo y pedagógico/familias.

Es una escuela participativa, donde directivos y docentes están fuertemente comprometidos con el proyecto, donde los padres están altamente implicados, donde los niños participan de su propio aprendizaje.

Es una escuela que fomenta el desarrollo de la capacidad crítica, el pensamiento propio libre e independiente, la autonomía, la autoestima, la capacidad de convivencia, el respeto al medio ambiente, introduciendo fuerzas nuevas en la sociedad, convirtiendo las ganas de jugar en ganas de trabajar para cambiar el mundo.

Back to Top